Radio Antena Joven
Antena Joven
Nosotros
Novedades Musica
Noticias de música
Notas de salud
Privacidad / Legal
Contacto
"El conocimiento llega, pero la sabiduría perdura"
- Lord Tennyson
Preocupa una nueva variante de ómicron: ¿es mejor volver a vacunarse ya o esperar a otoño para otra dosis de refuerzo?

Una nueva variante de ómicron gana fuerza en Estados Unidos mientras los expertos deciden si es mejor volver a protegerse ya o esperar unos meses a recibir otra inyección.

El coronavirus no deja de mutar: la variante ómicron fue la responsable de la mayoría de los contagios este invierno en EE.UU. pero ahora representa menos del 7%y otras siguen aparecieron.

La subvariante BA.2 de ómicron representa cerca de tres cuartas partes de los casos en el país. Y esta a su vez ha generado su propia subvariante, la BA.2.12.1, que parece estar ganando fuerza: pasó del 7% de los casos a principios de abril a 19% la semana pasada, según datos por la cadena de noticias NBC News.

En el estado de Nueva York esta es la que más probablemente está contribuyendo al alza de casos, según el Departamento de Salud.

La principal diferencia entre las nuevas variantes de ómicron es su alta capacidad de transmisión. El doctor Anthony Fauci, principal asesor médico de la Casa Blanca, ha estimado que la BA.2 es un 50% más transmisible que el linaje original de ómicron.

Pero los síntomas, parecidos al resfriado, son en su mayoría los mismos, independientemente de la subvariante.

“Los síntomas del ómicron han sido bastante consistentes. Hay menos incidencia de personas que pierden el sentido del gusto y del olfato. En muchos sentidos, es un resfriado fuerte, muchos síntomas respiratorios, congestión nasal, tos, dolores corporales y fatiga”, aseguró al medio citado el doctor Dennis Cunningham, director médico del sistema de control y prevención de infecciones de Henry Ford Health en Detroit.

[Vacunas, anticuerpos y antivirales: cómo las personas inmunodeprimidas pueden reducir el riesgo del COVID-19]

Los expertos coinciden en general en que el público no debería preocuparse demasiado por la aparición de cada subvariante.

“No puedes ponerte nervioso cada vez que hay una nueva variante, porque siempre va a haber una nueva variante”, aseguró David Montefiori, profesor del Instituto de Vacunas Humanas del Centro Médico de la Universidad de Duke. 

¿Cuándo vacunarse?

Amesh Adalja, académico principal del Centro Johns Hopkins para la Seguridad Sanitaria en la Escuela Bloomberg de Salud Pública, aseguró a NBC News que las personas que se han recuperado de una infección por ómicron en invierno probablemente tengan protección contra BA.2 durante al menos varios meses.

Estos factores hacen que los expertos sean optimistas en cuanto a que las infecciones previas por ómicron también protejan contra la BA.2.12.1.

Pero su nivel de protección podría depender de lo enfermo que esté. David Montefiori, profesor del Instituto de Vacunas Humanas del Centro Médico de la Universidad de Duke, advirtió que la inmunidad de una infección por ómicron puede durar desde un mes para las personas asintomáticas hasta un año para las que se enferman gravemente. “Cuanto más leve sea la infección, menos inmunidad se obtiene de ella”, aseguró.

[¿Sirve la mascarilla si nadie más la lleva? ¿Hay que usarla en avión si se enferma? Las principales dudas del fin del mandato]

Adalja aseguró que las personas sanas probablemente no necesitarán una cuarta inyección.

En marzo, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, en inglés) autorizó una segunda dosis de refuerzo para las personas mayores de 50 años después de la primera.

Poco después, los CDC refrendaron la medida de la FDA, diciendo que estas personas “pueden” recibir una segunda dosis de refuerzo si lo desean, pero añadieron que las personas deben consultar con sus médicos para ver si la segunda dosis de refuerzo es necesaria.

Pero la agencia hizo la recomendación sin consultar a sus asesores externos, el Comité Asesor sobre Prácticas de Inmunización, que normalmente celebra una reunión pública para revisar las pruebas.

El cambio aparentemente repentino de las directrices confundió a muchos médicos. Y durante la reunión del miércoles de dicho comité, Elisha Hall, responsable de las directrices clínicas para la respuesta de emergencia al COVID19 en los CDC, dijo al comité que las personas de 50 años o más deberían considerar la posibilidad de recibir un segundo refuerzo cuanto antes si tienen problemas de salud subyacentes; viven con otras personas con alto riesgo de contraer el COVID-19 grave; o tienen trabajos que les ponen en riesgo de exposición a la enfermedad, incluidos los que viajan o deben reunirse en grupos grandes.

Las personas recientemente infectadas con la variante ómicron pueden esperar hasta el otoño, agregó Hall.

El número de nuevos casos de COVID-19 ha ido en aumento en las últimas semanas, a medida que siguen circulando las subvariantes altamente contagiosas BA.2 y BA.2.12.1. Según un recuento de NBC News, los casos aumentaron en más de un 22% en las últimas dos semanas.

Las hospitalizaciones y muertes relacionadas también están aumentando ligeramente pero, en general los casos tienden a ser lo suficientemente leves como para ser tratadas en casa.

Scroll to Top